En la práctica clínica, los datos necesarios para la evaluación de los problemas y trastornos del sueño suelen recogerse mediante procedimientos subjetivos. Los procedimientos subjetivos que suelen utilizarse son: la entrevista, los autoregistros del sueño y los cuestionarios.

 

Autorregistro del sueño

La entrevista clínica de los Trastornos del sueño (Lacks, 1993)

Entrevista de evaluación de los Trastornos de sueño (Morín, 1998)